Cultura | teatro | libro

"Frenesí del conejo universal" de Diego Materyn

Con funciones durante todo julio, "Frenesí universal" estará los lunes a las 21.30 en El Portón de Sánchez. Se recomienda reservar entradas con anticipación.

Largas y preciadas horas de nuestras vidas pasamos adentro de las escuelas. Como gigantes y numerosos invernaderos, las escuelas nos albergan y nos cuidan mientras el rebrote primaveral. Entre el griterío de los recreos, las avalanchas hormonales y los huecos de la imaginación que devanan cabezas; las aulas sirven de escenario perfecto para que la introspección adolescente transcurra.

Diego Materyn recrea esos espacios en su libro “Frenesí del conejo universal” publicado en Mansalva en 2015 y ganador del premio Indio Rico donde, entrenado en la disociación del decir una cosa y hacer otra, admira a esos chicos por no tenerlo de profesor ejemplar.

Quizás por su doble vida de escritor y docente para revelarnos qué hay detrás de esos guardapolvos, de esos cuerpos intactos -un ejército de niños y adolescentes entrenados en fingir horas de atención-; o también para hundirnos en su conciencia por el insomnio que sufre y la envidia que siente de esos cuerpos y mentes jóvenes.

Entre el griterío de los recreos, las avalanchas hormonales y los huecos de la imaginación que devanan cabezas; las aulas sirven de escenario perfecto para que la introspección adolescente transcurra

Hoy, “Frenesí universal” está en el teatro a cargo de dos directores con larga formación en danza y coreografía, por parte de Milva Leonardi; y dramaturgia y de la carrera de Educación, a cargo de Román Podolsky. Ambos lograron una adaptación impecable que le da una vuelta de tuerca al texto para interpretar el dispositivo escolar con la suma de los cuerpos de nueve actores que se acercan a los cuarenta años (Natalia Di Cienzo, Alejandro Hener, Verónica Intile, Nicolás Levín, Vanina Montes, Javier Pedersoli, Fernanda Pérez Bodria, Victoria Roland, Martín Scarfi).

Frenesí

Dejá tu comentario